Revisiones Prostáticas

La próstata es una pequeña glándula en forma de nuez en los hombres que produce el líquido seminal que nutre y transporta el esperma. El cáncer de próstata es uno de los tipos más frecuentes de cáncer en los hombres. En general, el cáncer de próstata crece lentamente y se limita inicialmente a la glándula prostática, donde puede no causar daños graves. Sin embargo, mientras que algunos tipos de cáncer de próstata crecen lentamente y pueden necesitar tratamiento mínimo o incluso ningún tratamiento, otros tipos son agresivos y pueden diseminarse rápidamente.

Si el cáncer de próstata que se detecta temprano, cuando todavía está confinado a la glándula prostática tiene una mejor oportunidad de tratamiento exitoso. En 2018 se estimaron 31.728 nuevos casos de cáncer de próstata diagnosticados en España, con 139 casos por cada 100.000 hombres. Mediante una sencilla exploración y una analítica de sangre podemos descartar el riesgo de cáncer de próstata. Se recomienda a partir de los 50 años, o 45 años si se tienen antecedentes familiares.

El cáncer de próstata puede no provocar signos ni síntomas en sus primeros estadios. El cáncer de próstata que está más avanzado puede provocar signos y síntomas, como:

  • Problemas para orinar.
  • Disminución en la fuerza del flujo de la orina.
  • Presencia de sangre en el semen.
  • Molestia en la zona pélvica.
  • Dolor en los huesos.
  • Disfunción eréctil.
  • Cuando consultar al médico.

El debate sobre los riesgos y beneficios de los análisis para la detección de cáncer de próstata continúa, y las recomendaciones de las organizaciones médicas difieren. Juntos podrán decidir qué es lo mejor para ti. Pide una cita con el médico si tienes algún signo o síntoma que te preocupe.